¿Porqué ponerme de objetivo despertarme más temprano si sé que soy una persona nocturna?

Despertar más temprano no puede ser el objetivo; descansar bien, sí. 

Leí la frase anterior hace un par de días y me hizo preguntarme la razón por la que pensamos que necesitamos levantarnos más temprano siempre. Desde que cambié de horario escolar, o sea cuando estudié el bachillerato en la tarde en el Colegio Champagnat, cambié mi horario drásticamente y preferí mil veces la tarde/noche como mi hora en lugar de obligarme a despertar tan temprano. De hecho, si me muevo un poco más al pasado, de Lunes a Viernes me obligaban a despertar temprano pero no había Sábado y Domingo que yo me despertara antes de las 10 de la mañana.

Claro, es que si no te dormís temprano, no te vas a despertar temprano, o al menos eso me dicen y últimamente he comprobado que yo no funciono igual a todas esas teorías. Yo sí me puedo dormir a las 9 de la noche y despertar a las 12 de la mediodía sin problemas, y que conste que ya no soy yo, es mi descanso el que necesita ser tal. Una de las reglas que sigo para vivir, es que si ya bostezo dos veces en menos de 10 minutos, apago todo y me acuesto; si mi panza gruñe dos veces en menos de 10 minutos, voy y me sirvo una taza de comida. Despertar temprano no es el objetivo; descansar bien, sí. Sé que mi cuerpo sabe lo que necesita, sé que el que yo concientemente quiera alterar lo que mi cuerpo necesita es una locura pero aún así es lo único que la gente quiere que hagás. Lo peor de esto es que te quieren obligar porque lo escucharon por ahí, porque lo estudiaron por ahí, porque lo leyeron por ahí, pero nunca se detuvieron a pensar si era lo mejor para vos o si iba a encajar con tu estilo de vida. Lo único que hicieron fue pasar un mensaje que nunca fue pensado en vos como receptor.

Ahora sé que si algunos de mis planes no funcionaron anteriormente no es porque “no me levantaba temprano”, sino porque mi filtro de cosas importantes/urgentes era un desastre.  Al día de hoy ya no lo es, o al menos quiero pensar eso, desde principio de marzo definí las tres cosas más importantes para mi, tan importantes como para hacerlas a diario. Hasta el momento el plan va viento en popa, creo que ha sido una de los mejores cambios más esperados en mi por mi y para mi desde el principio de los tiempos. Lo bueno es que no me siento aburrida de hacer estas actividades diariamente y lo mejor es que me di cuenta que el dormir o no dormir no era el problema, el querer despertarme más temprano nunca fue mi objetivo principal, sino que el meollo de todo era mi colador de prioridades.

Advertisements