Mi USB oficial de @abuelitamx :)

Sonriendo con mi chocolate @abuelitamx :3
Es muy curioso cómo ha sido mi transformación personal con el Chocolate Abuelita. Soy una persona que pasó de escuchar comentarios del Chocolate Abuelita, a desear probar el Chocolate Abuelita, a disfrutar un panquecito de queso con Chocolate Abuelita, a ganar tarjetas de iTunes en mi cumple con Chocolate Abuelita, a tener la USB oficial de Chocolate Abuelita.

En serio, si alguien me hubiera dicho que alguna vez Chocolate Abuelita me iba a consentir como una de sus nietas de verdad, no se la hubiera creído.

Recuerdo cuando empezó con su página de Facebook, @abuelitamx ya tenía su Twitter, pero abrió su página de Facebook, uno de mis amigos me recomendó seguir a la Abuelita de México y rápido le fui a dar like. Probablemente en este instante estés pensando algo como “puesí, si ya te gusta la marca era obvio que la ibas a seguir en Facebook”. Puede ser, pero pocas marcas me hacen querer ir a dejarles un comentario en su fanpage.

Creo que soy un poco sentimental con esta marca en especial porque me encantan las cosas dulces, sí, pero mis abuelitas ya no están conmigo. Perdí a mi bisabuela y a mi abuela antes de que cumpliera mi mayoría de edad. Prácticamente, las disfruté muy poco. Y eso contando que vivían lejos de mi casa. Pero esta marca dice cosas que mis abuelitas decían, como “en mis tiempos tal cosa”, “los clásicos son estos”, “uh, recuerdo cuando tal cosa”. Leerla me hace sentir un poquito como si tuviera a mis abuelitas aquí.

Es muy sentimental seguir una marca porque te hace sentir como si tus abuelitas de verdad estuvieran con vos pero realmente por eso se ha convertido en mis favoritas. Por lo mismo, cuando le di like a su página le fui a escribir “Siento que sos la abuelita que ya no tengo en vida”.

Y como que sí, no sé cómo le hacen (en mi caso hacían) las abuelitas pero siempre tienen algo qué regalarte y qué darte de comer aunque ya estés lleno. Por eso, entre dulces y regalos, es imposible no sentirme como una de las nietas consentidas de Chocolate Abuelita. Esta vez me llegó una USB, que honestamente pensé que era un chocolate de muestra. Está bien bonita. Así que por todo lo anterior y por mi USB (y porque soy la segunda persona en México y en el mundo en tener una USB de la Abuelita de México), muchas gracias Chocolate Abuelita. ^_^

Antes de terminar, te quiero contar algo que me pasó en un viaje que acabamos de hacer con David.

David me llevó al Geiser (pronto voy a escribir más al respecto pero si le querés adelantar, acabo de subir todas las fotos al Flickr). En una de esas, me estaba preparando para salirme del lugar y pasé al baño. Una familia de mujeres entró al baño despuecito que yo. Iban como 2 niñas, una mujer un poco más grande que yo y una abuelita. Lo supe por las voces (yo estaba en el baño, así que no las vi). Algo le dijo la mujer a la abuelita y la abuelita dijo: “María, Érika, Sandra, ahm…” y le dijo la mujer: “Mamá, se llama Jessica, ¿que no recuerdas?”. Fue en ese instante que me acordé de las veces que íbamos con mi familia a visitar a mi bisabuela a Usulután. Mi bisabuela siempre nos decía todos los nombres antes de decirte el propio. Fue como vivir mi infancia en menos 30 segundos. Escuchar a esa señora diciendo todos esos nombres me removió algo que había decidido cerrar hace mucho.

Si me pongo a pensar mucho, aún puedo diferenciar la voz de mi bisabuela intentando llamarme para hacer algo en su ranchito: “Tita, Chita, Betty, no, a ver, Claudia, Celi, Iza, ¡no! ¡vos! ¡Kathy, vení!”.

Advertisements

4 thoughts on “Mi USB oficial de @abuelitamx :)

    1. Gracias, queridísimo. 🙂 Sí, las abuelitas de antaño son el éxito rotundo. Ojalá yo pueda ser aunque sea la mitad de geniales de lo que eran ellas. ❤

    1. En mi lap, no. Tengo dos puertos de un lado y tengo uno extra del otro lado. Lo pongo en el que está solito y va perfecto ahí. ^_^
      Además se ve bien bonito cómo se queda suspendido medio tablón de chocolate en la lap. :3

Comments are closed.