Levítico.

Relaciones sexuales. La sexualidad es un regalo maravilloso de Dios para la realización personal en el amor, la complementariedad entre el hombre y la mujer, y la colaboración en la obra creadora De Dios.

Deberes religiosos y sociales.

  • Sean santos porque Yo, el Señor su Dios, soy santo. Lv 19, 2.
  • Respeten a sus padres y guarden mis sábados. Yo soy el Señor, tu Dios. Lv 19, 3.
  • No regresarás para cortar los racimos que queden en tu viña ni recogerás los frutos caídos en tu huerto, sino que lo dejarás para el pobre y el extranjero. Yo soy el Señor tu Dios. Lv 19, 10.
  • No odiarás a tu hermano, sino lo que lo corregirás para no hacerte culpable por su causa. Lv 19, 17.
  • No se harán heridas en la carne por un muerto, ni tatuajes en la piel. Yo soy el Señor. Lv 19, 28.
  • No acudirán a espiritistas, ni consultarán a los adivinos, para que no se manchen. Yo soy el Señor tu Dios. Lv 19, 31.
  • Ponte en pie ante las canas, respeta al anciano y honra a tu Dios. Yo soy el Señor. Lv 19, 32.
  • Si un extranjero se instala en la tierra de ustedes, no lo molestarán; será para ustedes como un nativo más y lo amarás como a ti mismo, pues también ustedes fueron extranjeros en Egipto. Yo soy el Señor tu Dios. Lv 19, 33-34.

Sanciones.

  • El que maldiga a su padre o a su madre será castigado con la muerte; ha maldecido a su padre o a su madre y es responsable de su propia muerte. Lv 20, 9.

Alimentos sagrados.

  • Que observen todas mis normas, no sea que por alguna de ellas incurran en culpa y tengan que morir por haber profanado las cosas santas. Yo soy el Señor que los santifico. Lv 22, 9.

Calendario de fiestas.

  • El sábado.
  • Durante seis días trabajarán pero el séptimo es día de descanso completo y de asamblea santa. No harán en él trabajo alguno. Donde quiera que vivan, es día de descanso consagrado al Señor. Lv 23, 3.

Fiesta de las semanas.

  • Contarán cincuenta días hasta el día siguiente al séptimo sábado, y entonces ofrecerán al Señor una ofrenda de granos nuevos. Lv 23, 16.
  • Aquel mismo día convocarán asamblea santa y no harán ningún trabajo de siervo. Es una ley perpetua para sus descendientes donde quiera que vivan. Lv 23, 21.
  • Cuando hagan la cosecha de sus campos, no las cosecharás hasta la misma orilla, ni recogerás espigas caídas, sino que las dejarás para el pobre y el extranjero. Yo soy el Señor tu Dios. Lv 23, 22.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Katherine.

TWITTER: http://twitter.com/Queith
G+: http://plus.google.com/+KatherineMontero/posts
4SQ: http://foursquare.com/Queith
INSTAGRAM: http://instagram.com/Queith
FACEBOOK: http://facebook.com/Queith
FACEBOOK: http://facebook.com/QueithM
PINTEREST: http://pinterest.com/Queith
BLOG: http://Queith.net
MEDIUM: https://medium.com/@Queith

CORREOS EN ESPAÑOL: http://eepurl.com/ctWnPb
ENGLISH EMAILS: http://eepurl.com/dBsNBP

Anuncios