Categories
Deporte Family Fitness Videos

Mancuernas hechas en casa.

Aún cuando no tenga la posibilidad de levantar pesas, entrenar con el peso de mi cuerpo suele ser una buena idea. Y si a eso le quisiese añadir un poco más de resistencia, puedo crear unas mancuernas hechas en casa.

Entrenar pesas ya no es una posibilidad porque exige demasiado tiempo que no tengo en estos momentos. Sin embargo, entrenarme sí que sigue siendo necesario para mantener y alargar mi salud.

Aún cuando no tenga la posibilidad de levantar pesas, entrenar con el peso de mi cuerpo suele ser una buena idea. Y si a eso le quisiese añadir un poco más de resistencia, puedo crear unas mancuernas hechas en casa.

La idea de hacer un poco de musculación, aún cuando sea mínima, es que en un aspecto físico ayuda a tonificar el cuerpo y a mejorar la elasticidad de la piel.

En el interior, las ventajas son muchas más, puesto que mantenerse erguida por más tiempo, sentir que una puede caminar sin que le duela el coxis o subir gradas hacia el cuarto piso se hace una tarea más sencilla.

Hace poco que empecé con mi vida sana, y aunque he tenido algunas subidas y bajones, algo sí que he notado. Los ejercicios de brazos que se ven inofensivos, al repetirlos por unos cuantos segundos, ¡son matadores!

Lo mejor es que al solo necesitar el movimiento en tus brazos, los puedes realizar en cualquier lugar, no necesariamente necesitas un gimnasio.

Pero esta vez he querido añadirle más resistencia y es por eso que he pensado en la opción de unas mancuernas hechas en casa. En cuanto regresé de México, mamá me dio esta idea buenísima en la que preparó dos botellas de 1L cada una y las llenó con arena.

En “niveles”, quizás podríamos hacer esto:

  • Nivel 1: ejercicios de brazos sin nada.
  • Nivel 2: ejercicios de brazos con mancuernas hechas en casa llenas de arena.
  • Nivel 3: ejercicios de brazos con mancuernas hechas en casa llenas de agua.

Y si quieres seguir subiendo dificultad, tendrás que llenarlas con algo más denso que el agua, tipo una mezcla de pasta o concreto fresco, por darte un ejemplo.

La verdad es que no es necesario que la botella sea de 1L, puedes empezar con las pequeñas de 300mL y poco a poco ir subiendo de tamaño.

¡E incluso puedes empezar sin botellas!

Te prometo que el peso puro de tus brazos harán que trabajes esos músculos poco a poco. Cuando te adaptes, puedes ir añadiendo peso que siga retándote en tu camino a ser una persona más saludable.

By Katherine Montero

Civil Engineering Junior. Diploma in Economics and Business. 6th best Discus Thrower in Central America. 5x Discus National Winner (El Salvador). Yogini. Small Product Lab Winner. Author of The Mini-Guide for Writing a Super Complete Post in 20 Minutes. 5x Shotput National Winner (El Salvador). Business Management Junior.